La deuda española

Esta mañana, le ponía yo música a la Marca España. Pero si hace unos días nos alarmábamos con esta imagen, brutal, del Crack que estamos viviendo; la que mostramos a continuación no es menos terrorífica.

Deuda española

Eso sí. Hay motivos para la esperanza. Después de sostener que “Lo peor que le podría pasar a España es parar las reformas y creer que todo ya se ha hecho”, le preguntan a Joaquín Almunia, Comisario español en la UE si piensa que la corrupción en que nos hundimos contribuye a las dificultades que nuestro país encuentra para financiarse en el exterior. Y dice: “La influencia en este caso sobre los mercados no ha sido relevante, aunque en la medida en que los casos se repiten obviamente sí perjudican a la imagen del país en el exterior”.

Y es que a la Prima de Riesgo, estos temas, se la refanfinflan, en realidad. De hecho, yo creo que hasta la ponen cachonda y la excitan sobremanera.

Gente, aquí puede pasar algo muy gordo. Y todavía no sabemos lo que es… ya lo decía Bob Dylan: “Because you know that something in happening, but you don’t know what it is, do you, Mr Jones?…” Atentos, atentos al corte:

@jesus_lens al que preguntan: ¿Por qué corres tanto? Y él no lo dice, pero piensa: “por miedo”. Porque, como reza la película… I am not there!

 

  • EL FOCES

    Viví muchos años así, sin garantías y en un continuo “sálvese el que pueda”. Todos sabíamos que eramos corruptos. Cobrábamos en azul (el color del imperio) pero nosotros no pagábamos ni a Dios… (como ahora…) letras a 8 días vista plazos o ferias, talones que no cheques, de ida y vuelta, notarios con gastos… pero íbamos tirando. Aquella economía social era corrupta, de patio del Monipodio… Y se llevaban el dinero fuera, como ahora, y teníamos un déficit del carajo, como ahora.

    Esa corrupción llevaba al relajo… el relajo nos quitaba el miedo, nos igualaba… cada uno en su casa y Dios en la de todos, todos eramos igual de corruptos. Era el franquísmo, 40 años así… y ese montón de años no se quita con un Gonzalez liberal ni con un Zapatero masoncillo… eso nos va en “la masa la sangre”. Y ahora, que nos vemos apurados ? le cambiamos el nombre al Copon… !!! NO PASA NADA !!!