Los niños no leen este blog (ni quieren que sus padres lo hagan), salvo cuando hablo de mis suspensos para usarme de excusa

 

Foto: Ramón L. Pérez

Buenas, soy Emilio Calatayud. Un montón de niños y adolescentes están compartiendo por las redes sociales un comentario que hice aquí en el blog en el que recordaba que, siendo niño, batí el récord de suspensos en el colegio. Es curioso, porque los niños y adolescentes no suelen leer este blog ni quieren que sus padres lo hagan porque así no se tienen que aprender el artículo 155 del Código Civil, etc

¡Amigo, pero cuando hablo de mis suspensos, sí lo leen y lo comparten para usarme de excusa! “Mira, papá, el juez que tanto te gusta suspendía más que yo”.  “Mira mamá, el ‘pesao’ ese que es juez sacó ocho suspensos y yo solo dos”. ¡Me usan como excusa! Son niños y adolescentes, pero no son tontos. A ver si comparten este comentario, ja, ja, ja.

Aquí os dejo el que están compartiendo para refrescaros la memoria:

De niño, batí el récord de sus suspensos en mi cole y acabé siendo juez: la vida da muchas vueltas

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.