Twitter en vena

Siguiendo a Bruce Chatwin, a los aficionados y usuarios de las redes sociales nos acaba pasando como a los buenos viajeros: en algún momento nos encontraremos parados, inermes y perplejos, preguntándonos por el célebre ‘¿qué hago yo aquí?’

Disfrutar cada año del #TATGranada, el evento twitter organizado por IDEAL, es una inyección de moral y autoconfianza que viene a resolver cualquier duda sobre el interés o la utilidad de ser usuarios activos de redes.

En la edición de este año, por ejemplo, me encantó Antonio Huertas, el presidente de Mapfre, que se abrió en canal y destacó la importancia de que los trabajadores de las empresas accedan a las redes y participen activamente en ellas, dado que son sus mejores portavoces y prescriptores. Siempre que estén contentos y satisfechos, por supuesto. De acuerdo con las tendencias de mercado, las marcas y las empresas cada vez tienen menos credibilidad, predicamento e influencia. Los internautas creen a las personas. De ahí que cuidar las redes personales tenga una importancia creciente.

Ha sido uno de los temas más tratados en este #TATGranada7: la necesidad de cuidar el medioambiente digital. El magistrado Miguel Pasquau dio una clave: sigue a los mejores perfiles de los usuarios que no piensen como tú. De esa manera tendrás acceso a otros puntos de vista… y te obligarás a ser muy cuidadoso con lo que escribes, dado que ellos también leerán tus tuits y tus posts y te podrán replicar. Es una vía de forzarte a ser respetuoso, riguroso y cuidadoso.

Además, unos extraordinarios consejos impartidos por el abogado José Muelas: si bebes, no tuitees. No es ninguna boutade. Es una regla que deberíamos grabarnos a sangre y fuego. Otra: si tienes dudas sobre si publicar o no un determinado tuit… ¡no lo hagas! Bórralo o, como mínimo, déjalo en la nevera. Por último: no hace falta tener la última palabra. No es necesario eternizar las discusiones. Por grande que sea la tentación de quedar por encima de un incómodo o picajoso interlocutor, no merece la pena. Que tus argumentos hablen por ti.

Jesús Lens

Lunes con T

Hubo un momento en que interrumpió su encendida alocución y Lilian Tintori hizo un gesto con sus manos, poniendo la derecha en vertical, delante de su rostro, como si estuviera en un combate de karate y quisiera protegerse del temible golpe nihon nukite que te revienta los ojos. Y utilizó la mano izquierda, en horizontal, para cubrir la derecha, como si le pusiera un techo.

Una T, o sea.

La T que, en baloncesto, significa tiempo muerto. Tregua. Pausa. Una T que, para ella y su marido preso, el opositor venezolano Leopoldo López, es una consigna: “esto que te he contado, súbelo a Twitter”.

TAT Granada Lilian Tintori

Se habla mucho de la crisis de Twitter. Pero cuando escuché a Lilian Tintori hablar de la importancia que la Red Social del pajarito está teniendo en Venezuela y en la causa por la libertad de su marido, comprendí que no. Que no hay crisis que vaya a silenciarla.

También me acordé de la gente que acusa a los Tuiteros de ser unos narcisistas que usan la Red para contar la banalidad de sus vidas, bastante vulgares, por lo general. Que de todo hay, por supuesto, pero que si sabes hacer un uso inteligente de Twitter, los beneficios son extraordinarios.

Talking about Twitter

El lunes, pues, estuvo presidido por la T. T de Twitter. T de Tintori. T de Terrorismo. Porque la apasionante y escalofriante ponencia sobre Ciberterrorismo de Alex Romero y Javier Lesaca sirvió para iluminarnos sobre los métodos que utiliza el ISIS para captar a la gente joven para la Yihad. Y es que ahora mismo hay combatiendo en Siria, con DAESH, miles de personas de cien nacionalidades diferentes, en lo que los ponentes definieron como una especie de Erasmus del Terrorismo.

TAT Granada Ciberterrorismo

Una charla esencial, también, para reafirmarme en mi tesis de que el cine es una colosal herramienta de transformación social que no conoce límites ni fronteras. Y en la importancia de aprender a manejar las Contranarrativas. Pero sobre este concepto profundizaremos en otra columna.

Un lunes con T en que Granada volvió a ser, otra vez, Trending Topic mundial, situándonos en el centro del universo cibernético. Porque Talking About Twitter se ha convertido en una cita imprescindible para conocer qué es lo más vanguardista y lo más diferente que se cuece en el mundo de las Redes Sociales. Y mañana, más. Por supuesto.

Jesús Lens

Twitter Lens

Granada, desconectada

Mi artículo de ayer en IDEAL, sobre una Granada desconectada que pide a gritos un cambio, de fondo y de forma. 

Espectacular #TATGranada15. Espectaculares han resultado los ponentes, los contenidos y, sobre todo, el alcance global de una propuesta que ha sido Trending Topic mundial, situando una vez más a Granada en la vanguardia del universo Twitter, una revolucionaria forma de comunicación a la que resulta imposible sustraerse. Al menos, si tienes algo que decir e interés en que se escuche tu mensaje, más allá de las puertas de tu casa.

Desconectada Twitter

El debate sobre si las Redes Sociales sirven para algo, más allá del postureo, está ampliamente superado, algo que empresas, instituciones y particulares ya han empezado a asumir. Pero, ¿y nuestra ciudad? ¿Está conectada? Virtual y analógicamente, ¿qué conexiones mantiene Granada, una vez terminado el Talking about Twitter?

Una de las constantes en las charlas con los participantes foráneos en TATGranada fue lo endemoniadamente complicado que resulta venir a Granada. Los locales tratábamos de salir del paso, diciendo que el AVE pronto estará en la cazuela, pero la realidad es que no lo vemos volar.

Desconectada AVE

Y luego está la desconexión política e institucional. El enfrentamiento contante del ayuntamiento con la Junta de Andalucía, que quizá le resulte electoralmente rentable al PP, pero que para la ciudad es de un empobrecimiento alarmante. Y lo de la rentabilidad electoral habría que verlo, que al PP de Málaga le va estupendamente y sus relaciones con Sevilla parecen bastante correctas.

Málaga. Otra de esas rivalidades que deberían hacernos palidecer. Durante alguna de las proyecciones gratuitas de Cines del Sur en la plaza de las Pasiegas, hubo protestas porque en la pantalla se leía “Festival de Cine de Málaga”. Una cesión gratuita que permite disfrutar de proyecciones de cine abiertas al público y que genera pitos… porque viene de Málaga. ¡Lo que hay que huir!

Desconectada Cines del Sur

Y lo malo es que, a la vista de las negociaciones llevadas a cabo por Ciudadanos para la constitución del gobierno municipal, no parece que la Emergencia Naranja traiga conectividad y aire fresco a la ciudad: disculpas públicas y dos cabezas cortadas fueron las exigencias para apoyar al PP.  ¿Y el proyecto para la Granada que queremos en 2020? ¿Algún modelo de ciudad?

(Recuerden que ya escribí de esto, también en IDEAL, antes de las elecciones de mayo. Y, por supuesto, ni flores. Con el “Y tú más, ya hemos ido bien servidos) 

Es verdad. Está muy repetido. Pero no por ello tenemos que dejar de insistir: mientras en otras ciudades de nuestro entorno, instituciones, empresas y sociedad civil asumen como propios los grandes proyectos y trabajan en conjunto para su materialización, Granada es el paradigma de la ciudad cainita que se desangra en polémicas estériles y que ha hecho todo un arte del poner piedras en el camino al futuro y de meter palos en los radios de la rueda del progreso.

Desconectada 2020

Granada necesita conectarse. Con sus ciudadanos y colectivos más activos y comprometidos. Con los pueblos y ciudades del entorno. Con los gobiernos autonómico y nacional. Con las empresas y las instituciones. Conectarse y activarse para decidir el modelo de ciudad que queremos de cara al 2020 y poner en marcha las políticas e iniciativas necesarias para conseguirlo.

Jesús Lens

Twitter Lens

Correr con un gran campeón de la mano de TAT Granada

Chema Martínez lo es todo en el atletismo español. Y eso que está retirado. De la alta competición. Porque el tío no para. Ni deja de correr. Cada vez más lejos. Quizá no tan rápido. Pero con el mismo espíritu. Y si no me crees, lee su Blog y síguelo en Redes Sociales. ¡Te quedarás sin hipo!

TAT Chema Martínez

Además, mirad su biografía y veréis cómo os tiemblan las piernas. Y eso que ahí no habla de las pruebas de ultrafondo que está haciendo, como esos “Cuatro Desiertos” que ganó en 2014: Sahara, Gobi, Atacama y Antártida. ¡Ahí es nada!

TAT Chema

El lunes, en Granada, los aficionados a esto de correr estamos de enhorabuena. Porque en el marco del Talking About Twitter que organiza IDEAL, además de poder escuchar a Chema, que tiene más de 50.000 seguidores en Twitter, podremos correr con él. ¡Aquí lo cuenta!

Será el mismo lunes 22, a las 20 horas.

Y no vamos a correr por un sitio cualquiera. No. lo vamos a hacer en un enclave único que, a esa hora de la tarde, desprende una magia especial: la Silla del Moro.

Talking about Twitter chema

Los aficionados al deporte sabemos que, más allá de marcas, ritmos y velocidades, hay ocasiones en que correr se transforma en una experiencia única, memorable e inolvidable: días con nieve, puestas de sol maravillosas, las arenas de esos desiertos que ha cruzado Chema, subidas a montañas complicadas, bosques silenciosos… o enclaves histórico- artísticos únicos en el mundo.

Correr por un enclave como la Silla del Moro será una de esas experiencias memorables. Porque el Patronato de la Alhambra lo abre solo para nosotros. Por eso, la cita de las 20 horas incluye una explicación pormenorizada del enclave. Además de una buena foto con el campeón, antes de salir a rodar. Y, los más fuertes, a esprintar.

Talking about Twitter

Porque Chema Martínez estará allí. Y podremos acompañarle, preguntarle y charlar con él. Mientras corremos, claro. Unos más y otros menos. Pero todos disfrutando, que el circuito es corto y se le podrá dar varias vueltas, a distintos ritmos y velocidades. ¡Para todos los gustos, oiga!

Preguntar quién se anima no tiene mucho sentido. La pregunta sería, al contrario: ¿no te lo irás a perder, verdad?

Jesús Lens

Firma Twitter

Vivir sin Twitter. Unos días. Solo.

Hoy y mañana se celebra Talking About Twitter en Granada. Esta es mi aportación a la revista editada por IDEAL con relación a dicho evento, que ya es Trending Topic en la Red Social. A ver qué te parece esta historia.

TATgranada

Espero que sirva para mostrar, un poco más y mejor, qué es Twitter para mí. (El hashtag del evento: #tatgranada )

¡A tuitear se ha dicho!

Llegué a Teherán a esas horas de la madrugada de las que nunca tienes conciencia, excepto cuando andas embarrado y de parranda, bien rodeado de amigos y Alhambras.

Con la carretera solitaria y expedita, el trayecto desde el aeropuerto al hotel fue rápido. Tras mostrar mi pasaporte y ser debidamente registrado y fichado por el recepcionista -burocráticamente hablando- entré en mi habitación mientras el Imam de una mezquita cercana comenzaba a llamar a la primera oración de la mañana, justo antes del amanecer, cuando las luces del alba rompían por el horizonte.

Me conecté a la Wifi del hotel, arrebujado entre las sábanas, dispuesto a compartir ese momento tan mágico y especial con mis amigos, seguidores y contactos de Twitter… cuando me encontré con que el acceso a las Redes Sociales estaba vetado y prohibido en el país de los Ayatolás.

Molesto, cabreado y algo deprimido, me acordé de aquella Revolución Verde de hace unos años, en la propia Teherán, comentada, instigada, difundida, organizada, retransmitida, retratada y expandida a través de Twitter. Y me sentí raro. Egoísta. Y un poco ridículo, la verdad.

Twitter bird announce

Durante los siguientes diez días, el Pajarito Azul permaneció mudo. Imposible acceder a sus servicios, si no me hacía con algún programa clandestino que permitiera sortear las barreras y los cortafuegos gubernamentales. Y tampoco era tan urgente, la verdad. A fin de cuentas, solo era un viajero que podía pasar perfectamente, unos días, sin compartir anécdotas, fotos o curiosidades de mi recorrido por Irán.

Haciendo de la necesidad virtud, terminé por auto convencerme: “¡Qué bueno, en realidad, poder desintoxicarme, desconectar y disfrutar de la Persia mítica al natural, en vivo y en directo, escribiendo y describiendo mis sensaciones a la antigua usanza, en un cuaderno de papel, con un bolígrafo!”

Porque iban a ser, claro, unos días. Solo. Unos días.

Cada vez que me acostaba, por la noche, y empezaba a desfilar por el recuerdo la procesión de imágenes, olores, sabores y sonidos que había ido atesorando durante la jornada; solo pensaba en cómo iba a recrearlos unos días después, desde casa, cómodamente sentado en mi sofá, viendo las blancas cumbres de Sierra Nevada y disfrutando de mi ADSL y mi maravilloso 3G.

TATgranada

Y es que nunca valoramos lo que tenemos, realmente, hasta que lo perdemos. Aunque sea por unos días. Solo.

Como Twitter. ¿Para qué sirve, en realidad, Twitter? ¿Qué sentido tienen los 140 caracteres de cada Tuit? Todo. O nada. Depende del tuitero. De su vida, obra y milagros. De su situación y circunstancias. Y depende de sus seguidores. Twitter es una herramienta con mil y una utilidades, sentidos y aplicaciones.

Al igual que un hacha puede servir tanto para talar un árbol en las manos de un leñador experto como para desmembrar a un ser humano, si es blandida por un asesino en serie; Twitter puede servir para hacer una revolución o para aburrir hasta a los más cándidos y pacientes serafines del cielo.

TAT Granada

De nosotros depende. De ti y de mí. Pero lo importante es que, por fortuna, está aquí. Abierto y accesible. Universal. Público. Y solo cuando lo pierdes te das cuenta de lo realmente importante que es. Aunque sea por unos días. Solo.

@Jesus_Lens