Mi mujer tiene cáncer

A finales del pasado mes de junio, mi mujer, Azucena, se hizo una serie de pruebas que determinaron que tenía un cáncer… un cáncer de pulmón. A partir de ahí, cambia completamente su vida y la nuestra, la de su familia. Todas nuestras perspectivas cambian de repente. Todos los esquemas se rompen, pero también te das cuenta de la importancia de la familia y de la unión. Mi mujer, que es farmacéutica, tuvo que darse de baja y mi hijo, que acababa de terminar su carrera 48 horas antes, la sustituyó. Él tenía la idea de irse a Inglaterra o a trabajar con una ONG en Sierra Leona, y yo le había animado a que lo hiciera. Pero me dijo: “No te preocupes, yo me hago cargo del tema”. Sólo tiene 23 años.
Mi hija, de 18 años, tiene que irse a estudiar a Madrid, pero duda. Quiere quedarse junto a su madre. Su propio hermano le convence de que tiene que estudiar, que va a ser una época muy bonita de su vida y que tiene que divertirse, pero que nunca debe olvidar que lo principal es sacarse la carrera…, que esa va a ser su contribución a la familia.

Se produce una unión tremenda entre todos. Es la parte bonita de esta historia. Porque dentro de lo malo, nadie quiere que le pase esto y nosotros no somos una excepción, hay una parte bonita.

Otro de los efectos de esta situación es que lo vives todo con mucha intensidad. El trabajo pasa a un segundo plano. No estoy tranquilo ni estoy nervioso: estoy acojonado. Creo que todo el mundo entiende qué es lo que quiero decir. No sabes qué va a pasar y el ánimo cambia a cada instante. Azucena ha sido operada dos veces y, gracias a Dios, ha salido bien… Ya le han dado el alta. Pero ahora tiene que empezar la quimioterapia y de nuevo, la incertidumbre.

Al oír la palabra cáncer se te revuelven las tripas. No sirve de nada negarlo. Te entran todas las dudas del mundo. A lo largo de las 24 horas, y dependiendo de cómo se encuentre mi mujer, el ánimo va dando bandazos. De repente, lo ves todo negro y al minuto siguiente, estás lleno de esperanza. Cambias de pensamientos cinco mil veces al día. Así que acabamos agotados. La intensidad cansa, cansa mucho. .

Pero insisto en que hay cosas positivas. La respuesta de las personas que nos quieren están siendo extraordinaria. Gracias a nuestros familiares y compañeros de trabajo y amigos, porque son ambas cosas… Para un enfermo de cáncer es tan importante el cariño como las medicinas.

Por eso queremos dejar patente nuestro agradecimiento a los profesionales que han atendido a mi mujer. Gracias a Sara, no recuerdo el apellido, que fue la residente que nos atendió en las Urgencias del hospital ‘Ruiz de Alda’ y que tuvo el detalle de llamarnos a casa para comunicarnos lo que estaba pasando. Gracias también al neumólogo José Manuel González de Vega y al cirujano Abel Sánchez Palencia, que nos han brindado un trato que ha ido más allá de lo profesional para meterse en el terreno del cariño: ni Azucena ni yo tenemos palabras para ensalzar su honestidad y buen hacer. Gracias también a Carlos, enfermero; al médico Javier Zafra… Y a Chon, Esperanza, Fina, Maite, Vicky, Pilar… Estamos teniendo una atención inmejorable.

Pero también es cierto que hemos observado falta de medios. Es vergonzoso que en España, que contamos con uno de las mejores sistemas sanitarios públicos del mundo, haya una sola enfermera para toda una planta llena de pacientes… y pacientes que están graves. Tengo la impresión de que se pierde mucho dinero en ‘chuminás’ y en burocracia, cuando tenemos unos profesionales realmente buenos.
Mi mujer tenía y tiene plena confianza en los médicos y en el personal de aquí. Nunca se planteó la posibilidad de viajar al extranjero para tratarse. Porque la sanidad pública andaluza funciona bien a pesar de la burocracia. Nunca pensamos en abandonar Granada.

También tengo que decir que hemos querido contar lo que no está pasando porque pensamos que es bueno que se hable. Nosotros no queremos ocultar el problema que tenemos. En cuanto tuvimos la confirmación de que era cáncer, se lo dijimos a nuestros amigos. Es bueno desahogarse. Es bueno expulsar lo que lleva uno dentro. Hay que cuidar al enfermo y a los cuidadores del enfermo.

Gracias por seguir ahí.

194 Comentarios

  1. Un amigo mío siempre dice: “Somos muchos los que superamos un cáncer, aunque no se hable de nosotros”.

    Muchos ánimos y mucha suerte.

  2. Estimado Sr. Calatayud:

    No comenzaré esta misiva alabando su labor profesional, por respeto a lo que Vd. mismo siente: “El trabajo pasa a un segundo plano” y principalmente por lo verdaderamente importante, su esposa Azucena.

    Su mensaje me hace recordar muchos momentos acaecidos en mi vida, éste es uno de los motivos de este escrito, veo tal paralelismo…me refiero a su forma de ver/sentir las cosas, la vida.

    Desconozco el tipo de cáncer de pulmón que padece su señora pero es buena señal el que haya podido ser objeto de cirugía, se descarta la expansión de la enfermedad (metástasis).

    Hace 5 años mi esposa fue diagnosticada con un adenocarcinoma de pulmón con metástasis pleural (no era fumadora) a los 36 años.

    Aún retumban en mis oídos las palabras de nuestro oncólogo: “Siento destrozarte la vida pero no hay nada que hacer”. No voy a negarle que estuve unos días en estado de shock pero transcurrido ese tiempo reaccioné y me propuse buscar esperanza donde no la había según el criterio médico; la supervivencia en un cáncer de pulmón no microcítico en estadio IV es muy corta, lo dicen las estadísticas pero éstas están para romperlas ¿no? A partir de ahí Internet se convirtió en mi principal arma de lucha, envié emails a diestro y siniestro hasta que un excelso investigador me llamó por teléfono y comenzó a fraguarse este pequeño gran milagro que es la supervivencia de mi amor, el Dr. Rafael Rosell.

    Por no extenderme más comentarle que estos años han sido muy duros, aparición de nuevas metástasis en diferentes órganos, cuatro líneas de quimioterapia, radioterapia, fármacos genéticos, trombosis pulmonar, etc. a pesar de todo mi niña sigue conmigo, y si Dios quiere así será por mucho tiempo.

    Coincido con usted en el tema de la S.S. un personal sanitario impresionante, no solo en cuanto a sus virtudes profesionales sino en algo que para mí tiene casi la misma importancia, la humanidad en el trato, a pesar de la falta de medios estas grandes personas se afanan en suplir con amor y dedicación dicho contratiempo.

    Yo también escribí en el periódico de mi ciudad, “Sur” de Málaga, una carta de agradecimiento.

    Nuestro oncólogo pasó de ser un facultativo a lo que es hoy en día para nosotros, un hermano, como tal lo siento. Un gran profesional muy reconocido en Málaga pero como persona está a otro nivel, un ángel en la tierra.

    Es triste darse cuenta de lo verdaderamente importante en la vida por culpa de un trance como este pero son los designios de nuestro Señor. A raíz de aquello mi vida cambió; sí, el trabajo pasa a un 2º plano, bueno en mi caso ni eso, tengo muchas prioridades delante, mi esposa, familia, y amig@s que he conocido vía internet en foros en los que he intentado ayudar. Es como un renacer espiritual ¿quién me iba a decir a mí hace unos años que mi vida tomaría este rumbo? No, no todo es malo con el cáncer.

    Admirable la actitud de sus hijos, aunque no quiero restarle valor a sus progenitores, con buenos mimbres el cesto sale mejor y ustedes han practicado con el ejemplo, valores, principios, armonía familiar, educación…eso a lo que por desgracia en esta sociedad actual tanto echamos de menos.

    El tema de su hija es muy personal, por un lado entiendo que debe continuar con su vida académica pero su vida también es su familia y sobre todo y más en estos momentos, su madre.

    Es duro vivir con la espada de Damocles sobre tu cabeza, con el miedo aposentado en tu ser; ante cualquier sintomatología incluso ajena a la enfermedad se le viene a uno el nudo en la garganta y estómago, miedo, terror, pavor, es una enfermedad que te va minando poco a poco pero el ser humano siempre saca fuerzas de no sé donde, en mi caso sí lo sé, la Fe es muy importante.

    Tengo que reconocer que a veces me resulta muy difícil seguir hacia adelante, no tengo con quién desahogarme ya que no me gusta contar directamente a los familiares o amigos mis miedos, lo soluciono mandando un email a compañeros de trabajo o amigos, más impersonal y menos doloroso para ellos y para mí, es una válvula de escape. Efectivamente es bueno canalizar y exteriorizar lo que uno lleva dentro, a mí al menos me viene bien.

    En nuestro caso a día de hoy no esperamos curación, no existe, pero sí una cronificación de la enfermedad aunque de vez en cuando nos quite el aliento con los sustos. Dios quiera que Azucena pueda conseguir la curación, es una opción cuando la enfermedad es diagnosticada en un estadio temprano y es posible la extirpación quirúrgica.

    La fuerza mental es fundamental para vencer, a buen seguro que su esposa cuenta con ella. Es necesario hacerles ver a los pacientes que no se guarden nada para si mismos, deben hablar de sus miedos, sacarlo todo afuera.

    ¿Es justo que nuestras esposas sufran cáncer? no, pero tampoco lo es para el resto de pacientes, nadie se merece esto. Aún soy joven, acabo de cumplir los 42 años y tan solo tengo un incentivo en esta vida, mi esposa, sin ella ya nada sería igual o no habría nada, no tendría ni la “obligación” de seguir luchando por mis hijos ya que no los tenemos; como le digo a nuestro querido oncólogo: “estás luchando por la vida de dos personas, no solo por la de tu pecosita”. Mi mayor orgullo es mi mujer, afortunado soy.

    Cada día hay más avances en el cáncer, paso a paso, en poco tiempo tendremos la opción de acabar con todo esto o al menos conseguir la cronificación, no en todos los cánceres por igual ya que cada uno es distinto al otro, no hay dos iguales ni incluso teniendo el mismo nombre y apellidos, hay muchas variables a tener en cuenta; no creo en una curación única y tampoco estoy convencido que a las Industrias Farmacéuticas les convenga esto último, la pela es la pela, es triste pero…bueno es mi opinión, seguramente estaré equivocado.

    Señor Calatayud, disculpe este mensaje tan extenso y el haber mezclado ambas vivencias, he visto tantas similitudes…por fortuna para ustedes parece que no en la gravedad de la situación de partida, me alegro mucho, dentro de lo malo lo menos malo es la intervención quirúrgica, da posibilidades de curación aunque es cierto que desconozco los pormenores de su diagnóstico.

    Un saludo para Vd. y toda su familia, en especial para su mujer, Azucena. Les deseo la mejor de las suertes y mucha fuerza. Cuentan con mis rezos y energía positiva.

    Al resto de personas que padecen esta enfermedad los mismos anhelos, mis rezos están con todos vosotros.

  3. EL 51% .LO PONE VD. Y EL 49% LA MEDICINA
    Siento profundamente lo que le está pasando a su esposa, a Vd. y a su familia.
    Y es que por estas fechas se cumplen 8 años que nosotros pasamos por ese mismo trance. A mi esposa se le diagnosticó cáncer. Fue operada. y tratada con quimioterapia.
    Tuvimos una fe tremenda en que saldría adelante. Nos hicimos una piña mis cuatro hijos y yo junto a ella. La verdad es que también tuvimos al lado a sus hermanos, al resto de la familia y a los amigos.
    Ella siempre tuvo presente lo que le dijo una doctora la misma semana de la operación: El 51% lo tiene que poner Vd. y el 49% la medicina.
    Hoy gracias a Dios ella sigue sus revisiones periódicas y siempre lo mismo. Muy bien todo.
    No se si leerá este mensaje. Solo pretendo decirle que tengan fe. En Dios –si creen-, en la medicina y en ustedes mismos. Si hoy muchos lo vencen, ¿por qué no lo va a vencer su esposa?
    Y mantengan esa unión familiar tan necesaria siempre, pero muy especialmente en estos momentos.
    Pido a Dios que pronto se asome de nuevo a este blog para decirnos: MI ESPOSA SE HA CURADO.
    Ánimo, suerte y que Azucena pronto esté totalmente recuperada. Un abrazo entrañable.

  4. Don Emilio. Soy, como tantos otros, una persona de esas que usted no conoce, pero que le admiro. Spy personal sanitario y conozco el tema y a muchas personas que han pasado por él. Y son muchos los cánceres que se superan. Quiero darle muchos ánimos a usted, que tanto bien está haciendo a la sociedad y a toda su familia, que tengan fuerzas para superarlo y, sobre todo para ayudarle al máximo a su esposa. Y si algo necesita de esta humilde persona que ahora le escribe, ya sabe que aquí me tiene.
    Un abrazo a todos

  5. Estimado Emilio y Azucena, espero que lo superen.
    Al leer esta noticia me he emocionado. Mi suegro ha tenido cáncer de estómago y podemos decir que de momento está superado. Creo que nunca se supera del todo porque siempre tienes el miedo de que vuelva. Cuando nos enteramos fue un varapalo tremendo, luego con el tiempo empiezas a ver que quizás hay alguna posibilidad de superarlo y más adelante es ya como una enfermedad más. Espero que en su caso sea así y entre las operaciones y la quimioterapia, radioterapia y mucho cariño y apoyo familiar lo superen.

  6. Que ganas de hablar con vosotros…..

    Con todo se puede….eso aprendi yo de mi madre….recuerdo que cuando nos dieron la noticia yo le pregunté.- ¿mamá pq todo nos pasa a nosotros ? y ella firme y seria me dijo.- no ofendas a dios, esto es la vida.
    Estas letras mas que para Azucena y a Emilio ,quiero dedicarlas a los hijos…, pq yo soy hija y no sabes de donde sacar fuerzas pq ya no te quedan…pero con todo se puede.

    Esta enfermedad es una putada, (no vamos a engañarnos), pq tiene muchos altibajos, y nunca se llega a ser consciente de toda la capacidad mental y fisica que se necesita para seguir adelante…

    Yo me vi de pronto llevando una casa y trabajando , mis padres separados, mi hermano mayor opositando , y la chica era la chica…de pronto tuve que ser madre sin haber parido…estoy muy orgullosa de haber sido capaz….con todo se puede, eso si con mucha ayuda de los amigos y personas cercanas…no puedo dejar de mencionar a blanca , que cuando llegué uno de los dias a casa , estaba planchando la ropa de mis hermanos ,.., no pare de llorar cuando la vi, ..mil gracias blanquita….
    Hay que estar muy unidos…y he de deciros que aunque es muy duro el amor todo lo puede….y mas el amor a una madre que es gratuito siempre…
    A Azucena decirle tan solo una cosilla desde mi mas humilde experiencia, no escuches a nadie en relacion a la enfermedad , cada persona es un mundo y cada caso una circunstancia. mucho animo.

  7. Estimado Sr. Juez Calatayud y en especial a su esposa Azucena, tengo 51 año y soy admiradora de su trabajo, al leer la noticia me conmocione, pero a la vez me parece que se hable de este tema abiertamente, sin tapujos. Confio en que todo vaya bien y esto llegue a un buen termino, confio y espero que Dios les siga dando esa unión y fuerzas para superarlo. Un beso y un abrazo muy fuerte para Almudena, animo, tdo va salir bien.

  8. Emilio y Azucena.
    Yo he pasado por esta misma situación, si cabe todavía más grave, por que el cáncer de mi mujer tenía una “estadística” mucho más desfavorable que la vuestra.
    La clave es conservar la milagrosa combinación de amor y esperanza. Intente ser Vd. positivo, pero principalmente, sea Vd. generoso. Prescinda de todo lo prescindible, y dedíquese, en la medida que pueda a esta tarea.
    Prepárese Vd. para pasar el mayor tiempo posible con Azucena.
    Si tiene Vd. la misma suerte que yo, con el paso de los años, los malos recuerdos de estos momentos, se mezclarán con los felices recuerdos de un verdadero “segundo noviazgo”.
    Sinceramente os deseo que lo podáis disfrutar y recordar “juntos” durante muchos años.
    Me tenéis a vuestra disposición.
    Un abrazo muy grande.

    Eduardo Vázquez

  9. Elisabeth,

    Entiendo muy bien la situación que están pasando, mis dos tumores en el oido derecho colesteomatosos han sido benignos y desde mi primera operación a los 11 años, me he replanteado muchas cosas en mi vida y le pido a diós no tener que volver a pisar un quirófano.

    Ánimo y como siempre me dice mi madre: Querer es poder.

    Un beso muy fuerte desde Guadix para Azucena.

    Elisabeth,

  10. HOLA D.EMILIO SOY MARIA JOSE DEL VERSALLES EL BAR DONDE TE TOMABAS TUS CERVEZAS QUEREMOS QUE SEPAS Q TOÑI Y YO ESTAMOS PARA LO QUE NECESITE YO POR MALA SUERTE HE PASADO DOS VECES POR ESA ENFERMEDAD MI MADRE Y MI HERMANA Y AHORA ESTOY PASANDO OTRA VEZ POR LO MISMO, MI HERMANA LE HAN DETECTADO OTRO CANCER CUANDO A SU MUJER,PERO CADA PERSONA ES UN MUNDO Y CADA UNO LE DAN UNAS REACCIONES DIFERENTES MI HERMANA LE ESTAN DANDO QUIMIOTERAPIA Y LUEGO LA OPERARAN TIENES QUE TENER MUCHA PACIENCIA POR QUE ESTO ES MUY LENTO Y QUEREMOS QUE SE SOLUCIONE LO ANTES POSIBLE,PERO LO MEJOR ES TENER PACIENCIA,ES MUY DIFICIL PARA EL QUE LO VIVE Y PARA LA GENTE DE SU ALREDEDOR,PERO LO UNICO QUE TENEMOS ES NUESTRO APOLLO A LA PERSONA ENFERMA Y DARLE MUCHO AMOR ESO ES LO PRINCIPAL,YO LO HE PASADO MAL, PERO AQUI ME TIENES OTRA VEZ EN LA MISMA PRUEBA SON YA 3 VECES Y NO ME RINDO, ESTO AHI QUE COJERLO COMO UN TORO POR LOS CUERNOS,Y DECIR TU TIRAS Y YO MAS,SOLO QUIERO DARTE MUCHO ANIMO Y VERAS COMO TODO SALE BIEN,Y MAS SI ELLA TIENE GANAS DE PONERSE BIEN,LOS MEDICOS DICEN QUE ELLOS PONEN UN 50% Y EL OTRO50% LA PACIENTE,Y ESO ES VERDAD, POR QUE MI HERMANA LUCHO MUNCHO Y LOS MEDICOS NO SE EXPLICABAN COMO ERA TAN FUERTE ,Y FUE POR LO QUE LUCHO Y GANAS QUE TENIA POR SALIR DE ESE MAL SUEÑO,SOLO TE DIJO QUE AQUI ME TIENES PARA LO QUE NECESITES Y SI QUIRES PREGUNTARME ALGO, YO EN ESE TEMA YA SOY PERRO VIEJO A PESAR DE MI CORTA EDAD, YA SABES DONDE ENCONTRARME UN SALUDO Y UN ABRAZO MUY GRANDE DE MARIA JOSE Y TOÑI TE ECHAMOS DE MENOS UNAS AMIGAS QUE TE KIEREN DE CORAZON UN BESO Y CUIDAROS MICHO

  11. Agradezco al juez Calatayud que desde su prestigio, fama y dotes de comunicación haya salido al aire electrónico para ayudar a los enfermos y ayudarnos también a los que diagnosticamos y tratamos los cánceres. Su enorme tirón va a propiciar el que podamos hablar sin tapujos,evasivas y miradas al suelo que solo conducen a la incomunicación de alguien que necesita comunicarse como el aire que respira.
    Muchos de nosotros, médicos, hemos actuado en cierta contracorriente, con respecto a otros colegas, por tener claro que el paciente, salvo en contadas ocasiones, ha de ser el depositario de la información y protagonista de las decisiones. Sr. Calatayud muchas gracias,siendo mis expectativas sobre usted muy altas he de decir que aún las ha superado

  12. Al lado de un gran hombre siempre una gran mujer como seguro que es la suya.Toda su energía y la de su mujer sumada a la de tanta gente que desea como yo que esto sólo sea una etapa más de esta vida tan complicada.Un abrazo para toda su familia de parte de la mía y en especial para su mujer.

    Paco Sierra y familia.

  13. Emilio, Azucena y a tus hijos mucho animo a todos para llevar la enfermedad. La union os hara fuertes y podreis con todo, y pensar en la cacion de serrat todo pasa. Apoyarlos en vuestros amigos y en vuestros amigos, que ahora os dareis cuenta de los muchos que teneis. Sed fuertes y no os desanimeis.
    por las veces que tu has apoyado a los maestros ellos te apoyan ahora

  14. Al retomar la lectura del blog tras el verano y encontrarme con esto, he quedado tan impresionada como el resto de personas que le admiran y que se pronuncian aquí.

    Dicen que las crisis son oportunidades que nos presenta la vida y yo lo creo firmemente. Seguro que los cuatro saldrán más reforzados de esta que se les plantea ahora y quedará como una enseñanza vital valiosísima para toda su familia.

    De mi parte, y en especial para su mujer, les deseo que tengan toda la tranquilidad del mundo, que saquen fuera todos los vértigos que les puedan avasallar y que tengan muchísima fuerza. Un abrazo inmenso y mucho cariño.

    Gracias por todo.

    http://ampaguzquezvillamayor.blogspot.com/

  15. Nuestra joven asociación, además de la web http://www.aeacap.org, tiene una página en Facebook como “Asociación Española de Afectados de Cáncer de Pulmón”, en la que tenemos más de 400 fans.
    Los testimonios tan sencillos y emotivos que he podido leer en este blog pensamos que serían de mucha ayuda a personas que están luchando contra el cáncer.
    Agradeceremos nos indiquen si tendrían algún inconveniente en que publiquemos un enlace a este blog. Hemos publicado un mensaje de apoyo, pero sólo con nombres.
    Con apoyo y confianza: marina.sangonzalo@aeacap.org

  16. He leído su post y he sentido que era mi propio corazón el que escribía. Estoy pasando exactamente lo mismo con mi padre de 68 años. Tiene cáncer de pulmón, no hemos dejado de hacer nuestra vida pero nos hemos volcado en él al 100%. Él ha sentido el amor que le damos y se siente bien y con ganas de luchar. Tiene como bien sabes, ratos buenos y ratos malos, muchos altibajos anímicos pero igual que los que estamos a su alrededor (nosotros no dejamos que vea nuestros malos momentos)Hay que luchar, siempre hay que luchar, no se escriben nunca los finales de las historias, la vida se vuelve una gran hoja en blanco que se escribe a cada paso. Suerte

    Carpe Diem

  17. Me ha conmovido su post. Es valiente, sincero y sobre todo lleno de amor y respeto. Le doy mi enhorabuena por su maravillosa familia y seguro que con la valentía y fuerza de su esposa y el amor que todos comparten y le profesan saldrá de este dificil trance. Se lo deseo de todo corazón. Un abrazo

  18. Esposos Calatayud, Emilio y Azucena, les escribo para decirles varias cosas: la primera, Dios no nos da pruebas que nosotros no podamos cargar, la segunda, la fe se prueba en las pruebas, y ustedes, están en un momento de probar la gran valía que tienen para Dios, y tercero, hay una canción de un cantante cristiano, llamado Samuel Hernández, se titula. \\"Dios tiene siempre el control\\", os invito a que la escucheis y por último decrles que mucha gente, les apoya con amor y respeto, porque ustedes se lo han ganado con su congruecia prédica y ejemplo de familia. Dios les bendiga.

  19. Dice el diccionario de la RAEspañola:

    cáncer.(Del lat. cancer).
    4. m. Proliferación en el seno de un grupo social de situaciones o hechos destructivos.

    D. Emilio creo que Usted lleva años luchando contra el cáncer, contra otro tipo de cáncer, contra un cáncer que nos afecta y nos duele a todos. Y creo que está ganando batalla tras batalla.
    Ahora le toca ganar la batalla más dura, otro tipo de cáncer, que le duele más que ningún otro y del que no me cabe la menor duda va a salir victorioso junto a su familia.
    Todos aquellos a los que nos está ayudando, curando nuestros cánceres sociales, queremos unirnos para acompañarles en esta lucha intentanto que no se sientan solos en este viaje.
    Unos ayudaremos con nuestra fe y otros con la suya, o con la esperanza, o el ánimo, pero unos y otros, les daremos aliento.

    Mucho ánimo y fuerza en estos momentos tan duros.

  20. Toda la suerte del mundo para estos momentos que estan pasando, pues el resto de elementos para acometer la enfermedad son inmejorables y los tienen. Solo queda que desear SUERTE y adelante.

  21. Por primera vez entro en este blog. Al Sr. Don Emilio, para mi, al ser Letrada siempre será Su Señoría pero ante todo persona decirle lo siguiente.
    Por desgracia he vivido una experiencia con esa enfermedad que me ha cambiado la vida, sí, mi vida dio un giro radical.
    Mi madre tenía 47 años cuando le diagnosticaron cáncer de mama y yo entonces tenía 26. En aquella época yo preparaba judicatura una oposición que me apasionaba ya que lo mío era plena vocación.
    Me iba fenomenal, pero llevaba dos años preparando cuando la vida nos puso a mí y a mi familia (padre y dos hermanas) una prueba muy difícil.
    Desde ese momento cambia por completo tu escala de preferencias y tu forma de ver las cosas.
    No deseo contar el camino que fue arduo y duro; solo señalar que en nuestro caso mi madre no está desde hace un año y cuatro meses. Pero lo que sí quiero destacar ante todo es su valentía, dignidad, tesón, ella era el pilar de mi familia, y con ella se ha ido parte de mí. Mi niño tenía seis meses cuando se fue y eso es lo único que me hace seguir adelante.
    Quiero manifestar mi más sincero ánimo, ánimo y pa lante que hay muchísima gente que sale adelante; y ante todo hay que mirar el futuro con ilusión y con ganas de superar esas pruebas tan injustas que a veces nos pone la vida.
    Mi apoyo incondicional a toda la familia y en especial a Azucena.

  22. Mucho ánimo.

    El cáncer es una cosa muy dura, pero curiosamente, a veces tiene consecuencias hermosas, como el ver a la familia que se une y muestra todo su amor y su fuerza en los momentos difíciles.

    Desde Cantabria, todo mi apoyo para ustedes.

  23. Hace algún tiempo tuve la oportunidad de ver en televisión un reportaje sobre el Juez Emilio Calatayud y su familia, su hogar. Entonces me parecieron una familia y un hogar hermoso, lleno de alegría. Seguro que esa esperanza que tantas veces el Juez Emilio Calatayud nos ha hecho tener en la juventud de nuestros días está hoy igualmente invadiendo ese hogar.
    También hace algún tiempo leí cómo Emilio y Azucena se conocieron, ¡cuánto amor y ternura había en las palabras de Emilio hacia su mujer!, un hombre realmente enamorado, enamorado de ella y de su familia. También estoy segura de que todo ese amor de su marido, hijos, familia y amigos hará que Azucena pronto se recupere y siga disfrutando de los que le rodean.
    No tengo el placer de conoceros, pero os envío mucha fuerza en estos momentos. Y Azucena, no me puedo imaginar que la mujer que comparte la vida con un hombre tan excepcional y brillante no lo sea igualmente, así que mucho ánimo, seguro que sales adelante.

  24. ayer estuve curando a Azucena.me esperaba debido al poco tiempo que hacìa que la habìan operado,encontrarmela en el sofà rodeada de cojines y almohadas, cual fue mi sorpresa al verla con su movil andando por toda la casa,hablando con sus amigas y familiares como si la hubieran operado de una “verruguita”me impresionò el poder de superaciòn de este pedazo de persona,todo te va a salir bien, Santa Rita te ayudarà

  25. Hola, D. Emilio, yo soy una de tus antigüas alumnas, no hace mucho estuve en tu juzgado haciendo prácticas con una de tus más veteranas funcionarias.
    Te mando muchos ánimos y fuerzas para tí y tu familia en estos momentos tan difíciles para toda tu familia. Besos

  26. Acabamos de enterarnos de lo que le pasa a Azucena y, en definitiva, a toda tu familia. Queremos que sepais que nos acordamos mucho de vosotros desde esta, que es tu tierra de nacimiento, y que gracias a tí, se ha convertido en nuestra tierra de adopción.
    Os enviamos todo nuestro cariño y nuestro apoyo. Que sepais que ahora nuestras oraciones estarán dedicadas a Azucena y a tí, Emilio.

    Cuenta con nosotros para lo quieras y cuando quieras. Dale tambien muchos saludos a tus hijos a los que conocimos siendo bien pequeños.
    Y es que la historia que nos acompaña a vosotros y nosotros es ya bien larga.

    Muchos besos.
    Marifé y Javier

  27. Desde que conocí el sufrimiento por el que estan pasando ustedes,
    todos los días pido a Dios que la salud y la alegría vuelvan a su
    casa.Un fuerte abrazo de todo corazón.

  28. ALMUDENA Adelante Siempre Adelante. Lucha, Lucha.

    Mi nombre es Juany,tengo 46 Años. Quiero hacer llegar todo mi apoyo a la familia Calatayud, En especial a USTED Dº Emilio, hace unos meses me toco vivir uno de los peores momentos de mi vida, en una revición me detectaron un quiste, en realidad lo que más me aterrorizaba no era el diagnostico en si, si no pensar en Rafael mi marido con una salud bastante delicada, presentía que la noticia podía hacerle mucho daño, teniendo en cuenta que las circunstancias de la vida an hecho que llevemos 15 Años durante las 24 horas compartiendo todo y en realidad ya no sabemos respirar uno sin el Otro , Pero gracias a Dios todo a quedado en un enorme susto para mi,sin más,ya que no llegue a comunicarselo a mi marido, para no preucularlo.

    Discúlpeme Dº Emilio por atreverme a compartir con usted parte de mis angustias. Con ello solo pretendo hacerle llegar un poco de luz, que cuando creemos tenerlo todo perdido nos ayuda muchísimo….Un Cordial Saludo Dº Emilio, \\"Jamas tire la toalla\\"

  29. Querido Emilio, soy Ángeles López Cano, presidenta provincial de la Asociación de Familias y Mujeres del Medio Rural, Afammer Granada, has colaborado en numerosas ocasiones con nuestra organización, algo que te agradecemos profundamente desde Afammer. Acabo de leer la noticia de que tu mujer está pasando junto a todos vosotros por este momento tan dificil y y no puedo más que daros muchisimo ánimo, daros todo nuestro apoyo y que sepais que las mujeres y familias del medio rural de la provincia de Granada está con vosotros.

    Ánimo y muchisimos besos y ánimo a ti y toda tu familia.

  30. Núnca se sabe en que momento, la vida nos dará un mazazo como este. Injusto, incoherente, infame pero, real.

    Mis mejores deseos de recuperación para su esposa. Para ella, para usted, su hijo, su hija… lo tienen. Son una família con todas las de la ley.

    Un abrazo

  31. La verdad es, que en ocasiones como ésta, nunca se muy bien que decir, me da la sensación que algunas palabras suenan huecas.
    Lo cierto es que lamento muchísimo por la situación que están pasando y solo deseo que todo salga bien.
    Siempre he pensado que lo mejor y lo más importante es la familia, y por suerte, veo que de eso tienen de sobra.
    Un saludo, fuerza y suerte

  32. SR. D.Emilio, mucho ánimo y fuerza,tuvimos la suerte de conoceros hace unos años en un pequeño pueblo de Granada llamado Aldeire.
    Azucena tiene mucha suerte de tenerte a su lado junto a tus dos hijos, eres tal cual-transparente-.Tú también tienes mucha suerte de tener a Azucena, estoy convencido de que en la situación que estáis compartiendo ella te aportará tanto ánimo como tú a ella.
    Un fuerte abrazo de Manolo y Mª Isabel.

  33. Sr.D.Emilio,entiendo por lo que está pasando y admiro muchísimo la forma de afrontarlo que, sin duda,es la mejor.
    Cuando vengan los momentos malos,agárrese a ese talante suyo que nos ha enseñado a tantos seguidores como usted tiene y tire p’alante.
    Me gustaría ser capaz de construir una familia tan sólida como la que usted tiene.
    Intento seguir sus consejos y aprender a educar a mis hijos tal y como usted predica.Gracias y mucha, mucha suerte. Las Palmas

  34. Sr. Emilio,

    soy Míriam, una profesora de 28 años. Mañana tenemos la reunión de padres en la escuela y no dudé en pensar a pasar su vídeo al que llaman Lección Magistral. En mi colegio usted es muy admirado, tanto por profesores como alumnos y especialmente por mi persona.

    He leído esta noticia de su mujer y desde mi humilde posición le mando muchos ánimos y apoyo. Mañana le pediré a Sant Roc que se mejore Azucena. Tengo fe y sé que la fortaleza y el calor de la família hará que se recupere pronto.

    Un beso enorme desde Arenys de Mar y gracias por regalarnos sus lecciones y escritos.

    Míriam Farelo.

  35. Sr. Calatayud soy gallego de la provincia de La Coruña y desde aqui toda mi familia le pide a Diós le de la fuerza y ánimo necesarios,y que no me cabe la menor duda todo saldrá bien.

    Un saludo

  36. Sr. Calatayud, tuve el placer de conocerle en Gijon, ciudad en la que se le aprecia y admira. No conocia este blog y no he querido dejar pasar la oprtunidad de darle todo mi animo para su esposa y su familia, yo he sido operada de cancer de utero a la edad de 33 años y ademas de la estupenda labor de los profesionales que me atendieron, el apoyo y amor de mi familia fueron sin duda mi mejor terapia.
    Les deseo toda la suerte y fuerza para superar este trance, desde Gijon le envio un cariñoso abrazo en nombre de muchos de los que tuvimos el placer de conocerle.
    Fabia.

  37. Estimado Don Emilio: en junio tuvimos el placer de contar con usted en una conferencia dedicada a los padres, que como siempre, fue un hmomenaje a la sensatez y la buena educación.
    Conocida la noticia de la enfermedad de su esposa, en nombre de la AMPA de nuestro Colegio queremos hacerle llegar el deseo de una pronta mejoría.
    Gracias, porque incluso en estos momentos, es capaz de afrontar la situación y dar ánimos.
    Rezamos para que Dios les dé fuerzas.
    Un abrazo cariñoso.
    AMPA Colegio San José de la Montaña, Torredonjimeno.

  38. Sólo decirte que he trabajado durante años junto a un compañero que superó ese mismo tipo de cáncer. Ahora está jubilado. Llega un día en el que incluso haces bromas sobre lo asustado que estabas.

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.