Menos coches oficiales, eliminación de sueldos vitalicios, limitación de mandatos, etc

Buenas, soy Emilio Calatayud. Sigue el debate sobre la corrupción. Hay quien dice que lo que pasa es que las cosas no se comunican bien, otros que hay que regenerar la vida pública -lo que no dicen es cómo se hace eso-, otros que… Yo pienso que todo es más sencillo: si mañana hubiera un buen número de cargos públicos que se bajasen del coche oficial y fueran al trabajo andando o en autobús, sería un buen principio. Y si pasado se eliminasen los sueldos vitalicios y los organismos repetidos, sería una buena continuación. Y si luego se hiciese un mocho con el dinero que se ahorraría para ayudar a los que peor lo están pasando o para devolver el poder adquisitivo a la gente, pues también sería bueno y la indignación se iría calmando. Y si después se limitasen los mandatos, mejor que mejor… Es fácil, solo hay que hacerlo. Un saludo.

Para que haya perdón tiene que haber penitencia

Buenas, soy Emilio Calatayud. Del Catecismo aprendí que cuando alguien pide perdón no se le concede automáticamente: antes de dárselo tiene que haber arrepentimiento, propósito de enmienda y penitencia. Cuando yo era chaval, si insultaba a un compañero de clase tenía que arrepentirme, hacer propósito de enmienda y, como penitencia, el cura me mandaba dar diez vueltas al patio, hiciera frío o calor.

Alguien que se lleva cien millones de todos, y tiro por lo bajo, tendría que devolver el dinero y dar 200.000 vueltas al patio…. al de la cárcel.

La ciudadanía está muy, muy harta. Hay más tensión que en los tiempos de la Transición. La sociedad, que ha cargado sobre sus espaldas con todo el peso de la crisis, ya no aguanta más. Y los políticos no está sabiendo aliviar esa tensión. Y tiene que hacerlo, porque esa es su misión y porque nos jugamos mucho todos.

Don Emilio, Pedro García Aguado (‘El hermano mayor’) y el profesor Francisco Castaño, en la Escuela de Padres de IDEAL, en Granada

El periódico IDEAL de Granada ha reclutado a Pedro García Aguado, el conocido conductor del programa televisivo ‘El hermano mayor’ (Cuatro), para retomar su Escuela de Padres, una iniciativa de este diario que coordina Emilio Calatayud.
Será este próximo lunes, día 3 de noviembre, a partir de las siete y media de la tarde en el Aula Magna de la Facultad de Ciencias de la Universidad de Granada, en el Campus de Fuentenueva, en la avenida de Severo Ochoa de la capital granadina (la entrada es libre hasta completar el aforo).
Se da la circunstancia de que fue el propio García Aguado el que inauguró la Escuela de Padres de IDEAL en diciembre de 2012. Desde entones, centenares de personas han asistido a un foro que pretende ofrecer a los padres y los profesionales que trabajan con menores herramientas para formar a los jóvenes y adolescentes.
Y a eso vuelve García Aguado a Granada, a dar pautas que puedan servir para educar. De hecho, su último libro se titula: ‘Aprender a educar. Herramientas para prevenir el fracaso escolar y el mal comportamiento’ (editorial Grijalbo), un tratado (ya os hemos hablado en este blog: el prólogo es de don Emilio) que ha escrito junto al profesor de ESO Francisco Castaño Mena, que también estará en Granada el próximo lunes. Esperamos que os interese y que podáis venir.

Ya somos casi 20.000… (y no nos referimos a los corruptos)

Buenas, soy Emilio Calatayud. Gracias a este blog, que ya tiene seis años, ya somos casi 20.000…, pero, tranquilos, no nos referimos a los corruptos. Somos casi 20.000 amigos en la página de Facebook. Muchas gracias a todos. Esperamos que este comentario de humor negro sirva también para que lleguemos a los 20.000 de verdad (solo faltan dos o tres).

Por otra parte, me temo que en España hay más de 20.000 corruptos. A las pruebas me remito. Un saludo.

Si los bancos están tan bien, que den créditos baratos

Buenas, soy Emilio Calatayud. Parece que la noticia es que los bancos de España están muy bien y han superado con nota los exámenes que les han puesto en Europa. Pues muy bien, ahora lo que hace falta es que trasladen eso a sus clientes. A ver si empiezan a dar créditos baratos. Sería lo suyo. Además, varios de ellos han sobrevivido gracias al dinero que hemos puesto entre todos. Que fluya el crédito.