Buenas, soy Emilio Calatayud. En una ocasión, desde aquí, desde Granada, quisimos meterle mano a Youtube-Google para que se hiciera responsable de la difusión de un vídeo que atentaba contra el honor de unos menores. No lo conseguimos. Es una realidad: las redes sociales no facilitan la persecución de los delitos en Internet. La Fiscalía General del Estado lo dice en su última memoria: “En la fase de investigación de los hechos se presentan dificultades específicas: a veces resulta imposible retirar los contenidos ilícitos por las posibilidades casi ilimitadas de su difusión; otras es preciso archivar ante la falta de colaboración de las plataformas:Facebook, remite a los tribunales de Santa Clara, en California, y Myspace, a los de Nueva York”. Estamos apañados.

Y eso es lo que hay. Por ello la fiscalía concluye que “el camino más efectivo en la lucha contra todo este tipo de conductas es el de la prevención, desde la familia y los centros educativos”. Y estamos de acuerdo, claro.

Tags: ,

Decía don Emilio en el Facebook que estaba asombrado de la rapidez con que las noticias pasan a Internet convertidas en chistes más o menos graciosos. En mi opinión,  lo que ha aportado Internet a la hora de hacer humor sobre las noticias es, sobre todo, inmediatez. Lo otro, la española costumbre de hacer fiesta de casi todo, es vieja. Recuerdo ahora las canción que se hizo muy famosa tras el golpe de Tejero. Aquella que empezaba: ‘Aquellos guardias civiles que interrumpieron la votación…’ Se vendía en cassette en las gasolineras. Ya no hay cassettes -aunque dicen que vuelve-  ni casi gasolineras. ¡Cómo pasa el tiempo!

Tags: ,

Buenas, soy Emilio Calatayud. Tras la dimisión del ministro de Justicia, parece que lo único que va a salir adelante de su proyecto de ley del aborto va a ser la anulación de la norma que permitía a las jóvenes de 16 ó 17 años abortar sin el conocimiento de sus padres. Me parece una decisión acertada. No es coherente que una niña de 16 años no pueda fumar o conducir un coche hasta que tenga 18 años, pero sí pueda abortar sin decírselo a sus padres. Además, mientras los hijos son menores de edad, nosostros somos responsables civiles de lo que hacen. ¿Cómo me pueden pedir que sea responsable si no se lo que hacen por que la ley les permite que no me lo digan? Un saludo.

Tags: ,

Buenas, soy Emilio Calatayud. Yo creo que no es ningún secreto que el ministro Gallardón nos tenía cabreados a la mayoría de los jueces. Bueno, hablaré por mí: a mí me tenía bastante cabreado. Por ejemplo, su idea de hacer una ley para que los jueces no pudiéramos hablar es difícil que guste a alguien. Pero también tengo que decir que siento respeto por su decisión de renunciar al cargo: ¿Cuánto hacía que no dimitía un ministro en España? Si alguien no hace las cosas bien, lo que debe hacer es irse. Así que, desde ese punto de vista, ha actuado correctamente y su gesto merece reconocimiento.

Y para acabar, una pregunta: ¿A qué se dedicará ahora? ¿Volverá a la fiscalía, porque él es fiscal? En mi opinión, daría otro buen ejemplo si lo hiciera. Un saludo.

 

Tags: ,

Buenas, soy Emilio Calatayud. Veo en la tele un reportaje sobre el señor Pujol y hay un momento en el que aparece diciendo, en un tono serio, que  los hijos tienen que ayudar a los padres y contribuir al sostenimiento de la familia. No sé si el lo sabía cuando lo dijo, pero estaba haciendo referencia al artículo 155 del Código Civil, ese que establece que: “Los hijos deben obedecer a sus padres mientras permanezcan bajo su potestad y respetarlos siempre y contribuir equitativamente, según sus posibilidades, al levantamiento de las cargas de la familia mientras convivan con ella”.

Visto lo que hemos visto después sobre Pujol y su familia -que, de momento, es todo presunto-, me veo en la obligación de recordar  que lo de contribuir al levantamiento de las cargas de familia hay que hacerlo siempre dentro de la legalidad. Si no, no vale y nos cargamos el espíritu del artículo 155, que está muy bien.

Tags: , ,