Hay que aprender a no fiarse de los hijos y eso no quiere decir que no se les quiera

Buenas, soy Emilio Calatayud.Los padres tenemos que aprender casi de todo: un poco de medicina, un poco de derecho, un poco de psicología, una pizca de jerga callejera, algo de moda… Y la experiencia como juez me ha enseñado que los padres también tenemos que aprender a no fiarnos de los hijos y eso no quiere decir que no se les quiera. Más bien, al contrario. A mí mis padres me registraban los bolsillos, me abrían las cartas y escuchaban mis conversaciones. Y, por supuesto, me sometían a duros interrogatorios. Con los avances tecnológicos, es más sencillo: sólo hay que controlarles el móvil. Bueno y los bolsillos…

Deja un comentario