De niño tuve ocho suspensos y ahora le han puesto mi nombre a un cole, por eso creo en la segunda oportunidad

  Buenas, soy Emilio Calatayud. Sigo con lo del colegio Emilio Calatayud porque me hace mucha ilusión. Lo he contado en infinidad de ocasiones: de niño fui tímido para los estudios y llegué a sacar ocho suspensos. Ahora, de mayor, le han puesto mi nombre a un colegio público de Numancia de la Sagra, en…

Continuar leyendo →

Pedro García Aguado, un ejemplo de que las segundas oportunidades (y las terceras, etc) tienen sentido

Buenas, soy Emilio Calatayud. Conocí a Pedro García Aguado en una cena benéfica en la que, además de personas de la realeza europea, había héroes, caso de uno de los bomberos que participó en los rescates de las víctimas del los atentados de las Torres Gemelas. El propio Pedro, aunque todavía quedaba mucho para que…

Continuar leyendo →