Esnifando coca delante de la Guardia Civil

Hola. Aquí estamos. Estaba ‘zapeando’ la otra noche y me encontré con un especial de ‘Callejeros’ dedicado a los controles de alcoholemia. El programa me enganchó. No sé cuánto hay de verdad y cuánto de montaje en ‘Callejeros’, pero atrapa. Sin solución de continuidad, aparecían en pantalla náufragos de la noche balbuceando excusas para justificar sus estratosféricas borracheras. ‘Que si sólo ha sido una caña, agente,’ ‘que si algo me habrá sentado mal’. Cuando uno ve esos rostros y escuchas esos discursos no sabe si reir o llorar. Es gente peligrosa -conducir en sus circunstancias es homicida-, pero también dan pena.

Lo peor estaba por llegar. En la parte final del reportaje, los periodistas se fijan en un control de la Guardia Civil pensado para cazar a los que juntan la madrugada con el día y vuelta a empezar. Dos chavales, que van hasta las cejas de cocaína, se convierten, por efecto del colocón, en estrellas televisivas. Ni se molestan en ocultar sus caretos. Mientras la Guardia Civil registra coches tuneados en busca de estupefacientes, los dos jóvenes muestran el combustible que usan para que la noche no acabe nunca: papelinas de coca, hachís, trankimazines para ‘bajar’ el subidón… Aseguran que no hay nada como meterse una raya sabiendo que los guardias están tan cerca. Para demostrar que no hablan por hablar, entrar en un automóvil y esnifan.

Pasan los minutos, y uno de los jóvenes empieza a ponerse paranoico -un síntoma característico de los cocainómanos- Cada vez esta más ‘rayado’ y amenaza con disparar a los reporteros. Dice que tiene una pistola en el maletero y hace ademán de usarla. Todo esto, a escasos metros de la Guardia Civil. “Tío, no te rías. Que yo ya he pasado por tres centros menores”, amenaza el chaval a los ‘callejeros’. “Aquí hay gente muy peligrosa”, advierte su colega. La cosa se pone fea de verdad. Y ahí acaba el reportaje.

Después de la emisión del programa, no sé que habrá sido de la pareja de zumbaos. Si tienen un poco de suerte, igual los ficha alguna cadena para levantar las audiencia veraniega. Cosas más raras se han visto. Pero lo más probable es que acaben reventados en cualquier esquina.

Después de ver la disparatada entrevista, pensé que, en mis tiempos, si te paraba la Guardia Civil, te ponías firme y lo último que se te ocurría era hacer el cafre. Pero los tiempos están cambiando.

7 Comentarios

  1. Es que en sus tiempos, Don Carlos, existía el principio de autoridad que ejercían tanto padres y profesores como fuerzas del orden público. En la actualidad, nos hemos querido volver tan democráticos (complejos nada más) que sometemos a votación dicho princpio. Ahí es donde la hemos “cagao”.
    Mire usted, una servidora pasa un mes de vacaciones con dos hijas de 15 y 13 y dos sobrinos de 12 y 9 años. En ocasiones someten a votación cuestiones como si queremos comer verdura o no o si preferimos ensalada o patatas fritas. Alguno de ellos suele hacer la propuesta en voz alta y el resto secunda la votación a mano alzada. Hasta que una servidora conttrataca con la pregunta ¿quién ha dicho que esto se vota? ¡Aquí se come verdura porque lo digo yo que para eso soy la adulta y sé lo que os conviene y a callar! De esta manera queda zanjado el tema. ¿Autoridad o autorismo? Le aseguro que yo complejos no debo tener en este sentido.
    Saludos

  2. Para su tranquilidad, poco tiempo después de la emisión del programa, (porque lo que usted vio es una reposición)se publicó en algún medio que habían detenido a los dos tipos por intento de robo de un ciclomotor en una gasolinera.
    Así están las cosas don Carlos, y tenga en cuenta que a la guardia civil se le tiene respeto, que si nos ponemos a hablar de la policía municipal… apague y vámonos.

  3. Totalmente de acuerdo con lo dicho por Carmen, hay que reivindicar los límites. Aunque sean otras épocas, todo se va adaptando, los límites también, pero deben existir, adecuados a la vida actual.- Hoy no sólo, que muchos padres no ponen límites a sus hijos, sino que tampoco hay límites en la sociedad.- Por eso se ven esos programas, como el que relatabas, que son totalmente bizarros, pero que naturalizan hechos y situaciones, que no caben dentro de los parámetros de una vida normal, entonces se empieza a ver como normal y “de ésta época”, la droga, el alcohol, la violencia, la corrupción, el abandono de los padres…

  4. De acuerdo plenamente con Carmen. En mi opinión hay cuestiones que no admiten ningún tipo de dialogo . Son como son y punto. Claro que siempre habrá adultos que en aras de ese supuesto \"progresismo\" , en mi opinión adulterado y confundido , que no confuso , esgrimen la típica frase sobre las libertades individuales , el derecho sobre la elección de tal o cual cosa no dandose cuenta de que eso conlleva unas OBLIGACIONES en la misma medida que derechos. Parte esta última que se nos olvida permanentemente .

    A toda aquella persona que defienda ciertas restricciones tanto de tipo individual como colectivas en defensa de una educación y normas de convivencia básicas , no duden , que se la tachará de \"retrógrada , facha y conservadora \" .
    No puedo desperdiciar esta ocasión para comentar los riesgos conocidos de las nuevas Redes Sociales . Envié un comentario a este respecto pero no fué publicado , quiero pensar que por contener links externos haya ido a parar a la \"carpeta Spam\" :).
    Mi malogrado comentario giraba en torno a unos links muy \"interesantes\" sobre la presencia impune de pedófilos y pederastas en Windows live , por ejemplo .

    Conste que se me ocurre mandarlo cuando después de comentarlo en mi entorno asisto pasmado a la incredulidad así como total despreocupación de ciertos padres al respecto .

    Todo gira en torno a lo mismo a fin de cuentas…EDUCACION .
    Con ella , no se va a erradicar a este tipo de energúmenos claro está pero por lo menos es posible que nuestros hijos se mantegan al margen de riesgos gravísimos por nuestra equivocada idea como padres respecto a lo que es o no \"políticamente correcto\" .

    D.Carlos a usted como periodista le invito a que le eche un ojo a un Blog concreto mmadrigal.com/yodenuncio . No pongo el link por lo que comenté anteriormente .
    Nuestros hijos están ahí junto con estos cerdos pero claro…

    -Cuantos padres se preocupan de verdad sobre lo que hacen sus hijos adolescentes o no cuando se sientan delante de un PC ?.

    -Cuantos padres son capaces de prohibir a sus hijos realmente que \"suban\" cierta \"info\" a determinadas redes sociales ?.

    -Por qué legalmente se permite que esas mismas Redes mantengan perfiles de usuario durante meses despues de ser denunciados y posteriormente \"avisados\" por la policia ?.

    -Por que los medios de comunicación no dicen las cosas como son e informan de la permisividad que tiene esta gentuza por la negligencia de Microsoft , por ejemplo ?
    No vale con decir que existe , hasta ahi llegamos todos , digan que existe alimentado por una permisividad manifiesta por parte de la multinacional de turno en la red social X .

    Disculpen que me haya ido a otro tema pero..a fin de cuentas , es el mismo , NUESTROS HIJOS y su entorno .
    Visiten esa dirección por favor . Dediquenle unos minutos y verán de lo que hablo.
    Un saludo.

  5. Pues eso, que hemos pasado de un estado liberticida a la mas absoluta desvergüenza y todo ello permitido por nuestros legisladores y ejecutivos, ó sea, al desmadre y a la anarquía pura. Por mis comentarios anteriores, deducirá que gran parte de la culpa se la cargo a nuestros ínclitos jueces y en este caso concreto a la Guardia Civil, muy capaz de permitir atrocidades como la comentada como multar sin motivo y sin seguir los trámites previstos aduciendo que estaba lloviendo, cuando la realidad es que estaba cabreado por trabajar un sabado en la noche. Pero como tiene la presunción de veracidad…
    ¿Que cosa es la que emana del pueblo?

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.