La mayoría de los padres tenemos buena suerte: nuestros hijos no roban y no matan, son buenas personas ¡Hay que ser optimistas!

Buenas, soy Emilio Calatayud. Hoy os traigo un mensaje de optimismo, aunque no lo parezca. No todos los niños van a ganar un Nobel de Medicina o de la Paz. Tiene que haber de ‘to’. Así que tampoco metamos excesiva presión a los hijos. Solo la justa y necesaria. Tal y como están las cosas hoy, lo mejor que nos puede pasar es que sean buenas personas, que no maten ni roben… Y la mayoría son así: no matan, no roban ni son corruptos. Y si encima los estudios les sirven para algo y encuentran un trabajo que, más o menos, les dé para medio vivir, pues debemos sentirnos unos privilegiados.

Insisto, es un mensaje optimista. Va en serio.

Deja un comentario