¿Qué es necesario para educar correctamente?

Por su interés, hemos decidido convertir en post el siguiente comentario de Óscar González, director de la Universidad de Padres Presencial Bocairent(Valencia). Es todo un decálogo para educar. Se podrá estar de acuerdo en todo o en parte, pero está expuesto con sentido común y… entusiasmo, que es un ingrediente que nunca puede faltar en la noble tarea de educar.

“Personalmente considero que para poder educar correctamente se han de cumplir una serie de aspectos esenciales que trataré de enumerar y explicar en el siguiente decálogo:

1. El problema de la educación surge porque no todos tenemos el mismo concepto de qué es educar. Pongo varios ejemplos: el padre que se atrevió a cometer la imprudencia de salir junto con su hijo menor en los Sanfermines creía que estaba haciendo lo mejor para la educación de su hijo en ese momento. De la misma forma que el padre que el fin de semana lleva a su hijo a ver un concierto de música clásica cree exactamente lo mismo. Vemos pues en estos dos breves ejemplos que hay maneras dispares de dirigir la educación. ¿Qué es mejor? Creo que lo primordial es que lleguemos a un acuerdo en los valores básicos que debemos transmitir dejando a un lado la afirmación más extendida en el mundo educativo actual: “todo vale”.

2. Lo que he destacado en el primer punto del decálogo es importantísimo pues vivimos y educamos en sociedad luego esto quiere decir que la forma de educar de mis vecinos, de mis familiares va a afectar a mi forma de educar de alguna manera. Es la sociedad entera la que educa y por tanto somos todos los que tenemos que colaborar para que la educación cambie a mejor. Si hacemos esto, nos será mucho más sencillo educar y podremos hacerlos más correctamente.

3. Necesitamos urgentemente una alianza padres-escuela, eliminando los recelos existentes entre ambas instituciones, acercando posturas y trabajando codo a codo para mejorar el clima educativo existente en la actualidad. Hemos de evitar que las relaciones entre padres y docentes sean tensas y pasen a ser alegres, basadas en la confianza mutua pues todos buscamos lo mismo: lo mejor para nuestros hijos. Si los padres y el profesorado nos unimos en esta ilusionante misión, nuestra acción educativa será mucho más eficaz.

4. Para educar correctamente es necesario que los padres levantemos la voz y les digamos a los medios de comunicación :¡basta! Les expliquemos que queremos que transmitan valores tales como esfuerzo, voluntad, entrega, compañerismo, etc. que nos ayudan a mejorar como personas y dejen de una vez de bombardearnos con la emisión continua de contravalores tales como el consumismo, la violencia, la inmediatez, etc. Esto también facilitaría nuestra acción educadora pues educaríamos de una manera “paralela”, sin “chocar de frente”.

5. Hemos de cambiar la perspectiva que tenemos sobre la educación y el Sistema Educativo: la escuela y también los institutos son lugares donde nuestros hijos van a desarrollarse y a formarse como personas, lugares donde deben encontrar la felicidad. Eliminemos el tan extendido mensaje de bullyng, acoso, fracaso escolar, violencia en las aulas… La escuela no es solo eso. Su sentido debe ir ligado al de alegría y felicidad.

6. Hemos de atender y dedicar más tiempo a nuestros hijos. Según el reciente estudio “Encuesta Infancia 2008” elaborado por la editorial SM, más de 350.000 chicos de 6-14 años pasan todas las tardes de los días laborable solos y más de 920.000 sienten soledad en su hogar. Dramático. Debemos pues, presionar a las instituciones para que se produzcan mejoras reales que favorezcan la conciliación laboral y familiar. Sólo así podremos pasar más tiempo con nuestros hijos. Además, este tiempo es necesario que sea de calidad pues es mucho más importante que la cantidad.

7. Es necesaria una cultura educativa. Es preciso que la educación esté presente en la vida diaria como elemento imprescindible de mejora social. Es importantísimo que desde los estamentos políticos se apoyen iniciativas que tengan una claro propósito educativo y favorezcan el que los jóvenes puedan participar activamente en actividades prosociales: ONG´S, asociaciones deportivas, etc.

8. Es necesario apoyar y valorar la labor docente. Es importantísimo que se reconozca el trabajo diario que están realizando los miles de docentes que trabajan en las aulas d nuestro país. Hay que aplaudir iniciativas como la de la FAD( Fundación de Ayuda contra la Drogadicción) que todos los años realiza un “Homenaje al Maestro” junto con un Premio a la Acción Magistral, valorando la función social del maestro y transmitiéndolo así al resto de la sociedad.

9. Es preciso también apoyar e impulsar las Escuelas de Padres y Madres como un lugar de reflexión y formación de los padres evitando el que se conviertan en una serie de “charlas repetitivas” sin un objetico definido en las que siempre se habla de lo mismo y los padres se cansen y no participen. Hemos de comprometernos y cambiar el rumbo, la dinámica y el verdadero sentido de las Escuelas de Padres.

10. Es necesario que todos nos pongamos a trabajar ya mismo para que educar correctamente sea la tendencia natural en nuestra forma de vida en la sociedad actual. Hay una urgente necesidad de que esto sea así”.

6 Comentarios

  1. Me da la impresión de que cada cual propone decálogos, acuerdos educativos según un juicio de como debe ser la educación, la juventud. Enumeración de “síntomas” que sugieran la idea preconcebida de un “como” en concreto. Curiosamente Oscar González encabeza su escrito como Salvador: Que tiene de malo llevar a un hijo a los san Fermines?. De que se trata todo esto? de decirle al otro lo que debe hacer con su hijo?, lo que esta bien lo que esta mal? Al estilo sacerdotal o según el manual del buen padre y buen hijo? Y quien lo sabe? Desde cuándo las madres y los padres no hacen lo mejor para sus hijos. Quien tiene la verdad?. Quien no encontraría inconvenientes en la educación del vecino?.Hace unos dias circulaban cifras de cuántos jóvenes delinquen, y es verdad quizás existe unos factores socio educativos qwe disparan la predisposición para acabar en un centro cerrado pero ningún decálogo conduce a delinquir, así como ninguna estupenda educación garantiza la salvación. Hace unas décadas no existian las escuelas para las familias, o es que circulaban otros valores?. Entonces lo que verdaderamente debemos cambiar es el sistema en su conjunto. La verdad, que verdad? en todo caso la que fluya del diálogo y de la tolerancia.

  2. Otro decálogo (mejor dicho quinquealógo o algo así xD) que me ha gustado mucho es el de Guillermo Fesser. 15 claves para la educación. (http://www.cienciaonline.com/?p=3715)

    Quizás podríais hacer un manual definitivo con todos los existentes, aquí os lo dejo. Un saludo.

    sitogr

    http://disposicionesadicionales.blogspot.com

    1. Los niños son igual de asilvestrados que siempre.
    2. Los padres son más asilvestrados que nunca.
    3. Es un problema de padres, no de hijos.
    4. En el colegio te deben enseñan la valencia del Cadmio.
    5. En casa sí te puedes tirar un pedo en el salón.
    6. Ocurre que en casa no hay nadie normalmente, por lo que los niños no tienen un modelo a seguir.
    7. Los niños tienen dinero, cosa que no ocurría antiguamente, por lo que hacen cosas a su edad que no le corresponden.
    8. El dinero compensa la culpabilidad de los padres.
    9. Los padres de lo niños hasta 15 años han sido padres tardíos (treinta y tantos) con lo que hace que sean muy protectores, casi más abuelos que padres, y esto hace mimar a los niños.
    10. Hemos pasado de ser 9,7,5 o 4 hermanos a ser hijo único.
    11. Ha habido un cambio social muy grande y los padres actuales se diferencia más de sus padres que sus padres de sus tatarabuelos.
    12. Para no copiar lo que se hacía en la época de Franco nos hemos pasado al otro extremo del péndulo.
    13. Se ha ido tan en contra de los padres antiguos y de los profesores que pegaban que ahora son los niños los que pegan.
    14. La educación no es un problema de España, es un problema de la humanidad que no sabe hacia donde avanzar.
    15. Hace tiempo la vida era como era y nadie se cuestionaba nada. Hoy se cuestiona todo, que está muy bien, pero no tenemos respuesta hacia donde ir.

  3. Acabo de leer el excelente decálogo y no salgo de mi asombro pues creo personalmente que el Sr. Cándido no ha entendido muy bien el contenido del mismo. ¿Cómo puede decir que qué tiene de malo llevar a su hijo a los Sanfermines??? Si ha leído atentamente el decálogo observará que se pone el ejemplo del padre que salió junto con su hijo menor(menor!!!!!) en los Sanfermines delante de los toros. ¿Le parece eso bien? Bueno si es así mejor no continuar…

    También indica que ninguna estupenda educación garantiza la salvación pero digo yo ¿por qué no intentarlo? Pues solo a través de la educación podemos adecentar la sociedad. Como dice el Sr. Marina: “El pesimista goza de un prestigio intelectual que no merece”.

    Además. Sr. Cándido yo me tomo este estupendo decálogo como una declaración de intenciones y no como un dogma o verdad absoluta que parece que usted lo tome así y le moleste. No lo entiendo. Ojalá mucha más gente se dedicase a trabajar por y para la educación de esta manera. De otra forma nos iría a todos, seguro.

    Por cierto, he estado buscando información sobre öscar González en la web y he encontrado su blog personal y el del proyecto que está desarrollando en Bocairent(Valencia): http://www.oscargonzalezeducacion.blogspot.com y http://www.universitatdeparesbocairent.es/ Además si ponen su nombre y Bocairent aparecen muchas noticias en el buscador sobre lo que están haciendo. Vale la pena. Enhorabuena y les deseo muchos éxitos!!!!!!!!

  4. Sr Adolfo,

    En el post del Sr Moran dice llevar a los San Fermines(fiesta con multitud de eventos), yo conozco a familias que llevan a sus hijos e hijas a tal evento y se lo pasan pipa ( no conozco a ninguno que invite a su hijo a correr delante de la manada). Sí conozco a otras familias que llevan a sus hijos a escuchar música clásica y la visión de los menores es muy diferente, por que es muy interesante lo que dicen los menores acerca de los valores, y las formas de transmitir que tienen las familias. Familias con decálogos estupendos, repletos de actividades fantásticas, con previsiones exitosas. Luego la cosa se va al carajo? Curioso.

    No soy partidario de los decálogos. En el diccionario de la RAE dice:
    decálogo.
    (Del lat. decalŏgus, y este del gr. δεκάλογος).
    1. m. Conjunto de los diez mandamientos de la ley de Dios.
    2. m. Conjunto de normas o consejos que, aunque no sean diez, son básicos para el desarrollo de cualquier actividad.

    Eso no significa que me molesten, simplemente soy más partidario de dialogar, escuchar y de reflexionar, y sobretodo con los niños y los adolescentes para conocer que esperan de los adultos: es sorprendente, se lo aseguro. Pienso que cada cual puede reflexionar sobre su paternidad o su maternidad y desplegar sus propias preguntas sobre su función con el fin de ir respondiendo en el recorrido que tiene por delante con su hija o su hijo.

    Es mi opinión Sr Adolfo, ser madre y padre es una función, no un decálogo aunque entiendo y no me asombro de que otros los tengan en consideración.

    Un saludo.

  5. En todo este tema , la pura verdad es que nadie sabe a ciencia cierta que es lo que esta bien y que esta mal . Soy alumna de la Universitat de Pares de Bocairent que Oscar Gonzalez impulso hace ya dos años , y les puedo decir que nos esta ayudando bastante en esta ardua tarea que es la educacion, y digo ardua porque nosotros , los padres de ahora la hemos hecho asi : nuestros padres no tenian los problemas con los que nos encontramos nosotros. Uno de los pricipales problemas con los que nos encontramos es la sobreproteccion que ejercemos sobre nuestros hijos (se de padres que acompañan a sus hijos a hacer las inscripciones para la universidad : jamas mis padres me acompañaron en esta ¨dificilisima¨ tarea que supone la prescripcion a una carrera universitaria , ¿sera que no fueron unos buenos padres ?, para mi han sido los mejores).El sentido comun y el raciocinio hacen que las personas sepamos distinguir entre que esta bien y que esta mal. En breve volvemos a empezar un nuevo curso en La Universitat de Pares y yo continuare asistiendo a ellas. Moltes Gracies Oscar G.

Deja un comentario