Creo que para ser un buen político hay que hacer la compra, haber estado en el paro o asistir a juicios de menores

 

Buenas, soy Emilio Calatayud. Creo que para ser un buen político hay que haber estado en el paro, hacer cola en las urgencias de un hospital, caminar por tu ciudad o tu pueblo, hacer la compra, poner la antena en el bar y mirar menos el teléfono móvil y, por lo que a mí respecta, asistir a juicios de menores. Algunas de las cosas más importantes de la vida las he aprendido en los juicios de menores. Recomiendo a los diputados, senadores y parlamentarios que asistan a vistas en las que se juzgue a niños o adolescentes. Les garantizo que conocerán mejor la sociedad a la que sirven. Y luego, cuando tengan que decidir, y es sólo una hipótesis, si hay que legalizar la marihuana o no, tendrán más elementos de juicio para resolver la cuestión.

Deja un comentario