Los ‘niños Ikea’, los padres sustitutos y la imposibilidad de ser adolescente si no se tiene un móvil

Hola, soy Carlos Morán. Como ya os contamos el otro día, Granada ha acogido el Congreso Nacional de la Sociedad Española de Psiquiatría y Psicoterapia del Niño y del Adolescente. En el encuentro participó Jaume Funes, psicólogo, profesor de educadores sociales y un experto en adolescentes.

Aquí os dejamos tres de sus reflexiones más llamativas. Seguro que no os dejan indiferentes.

1-Los ‘niños Ikea’ o la banalización de la paternidad: “Tenemos una pareja que han comprado un piso y lo ha amueblado en Ikea. Se quedan mirando y dicen, ‘Qué bonito, pero nos falta algo, ¿no?’ Y caen en la cuenta: ‘Ah sí, un niño. Tengamos uno'”.

2-La necesidad de padres sustitutos: «No le podemos pedir a una madre que organice actividades y cosas si llega a casa a las diez de la noche después de haber limpiado seis o siete casas. Lo que esa mujer necesita es descansar», argumentó el psicólogo.
A este respecto, defendió sin complejos la posibilidad de que los educadores sociales se conviertan en padres sustitutos cuando los ‘oficiales’ están demasiado ocupados en la tarea de intentar sobrevivir.

3-Los móviles. “No se puede ser adolescente sin tener un smartphone”.
Para Funes, el móvil y el ‘wasap’ son herramientas muy útiles para que el educador o el terapeuta estén ahí siempre que un joven con problemas los necesite de verdad, que tenga una urgencia que precise una respuesta inmediata. El especialista puso un ejemplo crudo, pero también muy real, para hacerse entender. «Me manda un ‘wasap’ una chica para contarme que quizá esté embarazada. ‘¿Es que has follado? ¿Cuándo?’, le escribo yo. ‘No sé, es que he follado mucho’, responde ella».

 

Deja un comentario