Subvención imposible

Es un caso real, no el título de una peli de cine de verano. Una asociación de padres y madres de un cole de Granada ha solicitado a la administración una subvención para hacer alguna actividad durante el próximo curso. En realidad, la pidieron hace un par de meses y la cantidad asciende a la friolera de ¡600 euros! Pues bien, todavía andan de papeleos y el dinero no ha llegado. Que si falta esto, que si falta lo otro, que si una firma por aquí, que si no sé qué de material fungible -tal como suena-… Total, que nada.

Y ahora viene una reflexión-pregunta que muchos dirán que es pura demagogia, pero no por ello deja de ser oportuna: ¿Dónde estaban todos esos controles cuando Pujol o Bárcenas evadían dinero a saco? ¿Y cuándo lo de los ERE, que se llegaron a conceder cientos de miles de euros en uno de esos papelillos amarillos pegajosos llamados ‘post-it’ -esto es totalmente cierto-?

Es lo que hay. Y es triste.

3 Comentarios

  1. Doy fe. Es cierto. En nuestro AMPA IES Boliches de Fuengirola pedimos el año pasado por primera vez una subvención y lo conseguimos gracias a la ayuda de ProfesorEs del claustro involucrados en proyectos y, por lo tanto, acostumbrados a pedir subvenciones. AdemÁs costó, en tiempo, varias mañanas en horario lAboral de padres y madres. On quehaceres propios de hijos en edad escolar. Imposible sin ayuda y mucha paciencia.

Deja un comentario