La malafollá

Igual ya hemos contado esta historia alguna vez, pero es que nos gusta. Ilustra muy bien lo que es la malafollá granaína, un rasgo de la personalidad que es tan famoso como la mismísima Alhambra. Un hombre va a pelarse y el peluquero, que es muy locuaz, le cuenta su vida mientras prepara los trastos. Cuando ya dicho todo lo que tenía que decir, lanza la pregunta de rigor al cliente: ‘¿Cómo quiere que le corte?’
Respuesta del cliente, que es granaíno y malafollá: ‘En silencio’.
Por aquí coleccionamos historias sobre la ‘malafollá’, así que quien se sepa alguna, que la cuente en este blog o en el Facebook.

 

1 Comentario

  1. Dos amigos de toda la vida que se ven de tarde en tarde:

    Y le pregunta uno al otro: Y por cierto, donde está tu hija, al cual le contesta: por ahí anda con la poya el novio.

Deja un comentario